CUIDADO CON LA “L”

Todos hemos tenido una primera vez, un primer trabajo o un primer traslado, nos gustaba que el veterano lejos de vilipendiar o ridiculizar, nos animara, nos apadrinara y nos protegiera de nuestros propios errores, lo que jamás un veterano nos obligaría es a ser maleducado, a menospreciar y a criticar, todos tenemos una primera vez efectivamente, pero este novicio tiene los colmillos retorcidos. Lo peligroso es que el veterano tenga celos de la formación del novicio, celos de su experiencia vital, de su preparación o que simplemente miedo a ser competencia, o pánico de que le muevan su silla en su espacio confort. Los veteranos de lo que se deben preocupar no son de los novicios sino de que no tengan abiertas diligencias judiciales ni ocupado titulares en los medios por supuestos espionajes a personajes públicos, a los veteranos se les debe exigir que den cuenta de su paso por puestos de responsabilidad, además de luz y taquígrafos de sus encuentros con los políticos, fuerzas policiales o legisladores, por que el sector esta como esta por que alguien lo ha decidido, también resulta sospechoso que veteranos con 30 años de profesión no conocieran a los despachos profesionales  que contratan a intruseros, por que no olvidemos, que son los despachos profesionales los que necesariamente prestan su firma al trabajo de un “no titulado”. Los veteranos de 30 años no proceden de una formación de 3 años universitarios, en muchos casos proceden de unas transformaciones de reductos del pasado. Con 30 años de profesión un veterano tutela a pocos novicios, mas bien se aprovecha de su inexperiencia y ganas de trabajar para obtener un beneficio directo de trabajo ajeno,  así poco se puede presumir de profesión que no ejerce la mitad de los titulados por culpa de la deslealtad de otros compañeros, la patente de corso es de tiempos pretéritos, ahora nos dedicamos a investigar las fuentes abiertas, analizar las informaciones obtenidas, a dar veracidad, a trabajar por que se realicen verdaderas actuaciones que se ajusten escrupulosamente a la cadena de custodia, tenemos la ilusión, los nervios y la pasión del novicio, las ganas y la preparación que en 30 años he creído para considerarme un novicio preparado.

Imagen

!! No te hará mejor leñador si solo has talado arboles, te hará un parte troncos !!.

Este novicio va a demandar que se suspendan de la profesión a todos aquellos que vulneran gravemente la ley,  y expulsados los condenados , este novicio acudirá a las comisarías y cuarteles, a denunciar no ha pelotear, 30 años de comidas, son muchas comidas. En sede judicial le aseguro que existen 30 años de experiencia vital completa o 30 años de profesión.En definitiva, me pongo la L con mucha alegría, pero con muchos kilómetros en la vida y en la calle,  además de muchos años al otro lado de la mesa que el veterano de 30 años se ha obligado a sentar delante. Me llamo Tony  soy la licencia 3.083 y porto L de orgullo.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s